Entrada actual
Ayuda humanitaria, LPR, Novorossiya

El convoy de ayuda humanitaria rusa logra llegar a Lugansk

Tras más de una semana desde la salida desde la zona de Moscú de los 282 camiones de ayuda humanitaria, el convoy enviado por la Federación Rusa ha conseguido hoy, 22 de agosto, llegar a su destino. Durante días, las autoridades rusas, ucranianas y los representantes de Cruz Roja han tratado de ponerse de acuerdo en la forma en la que esta ayuda iba a ser distribuida y principalmente en la ruta que había de tomar.

Tras un primer intento de cruzar la frontera ruso-ucraniana en el área de Kharkov, el convoy ruso se ha mantenido estacionado junto al paso de frontera de Izvarino, a escasos kilómetros de Lugansk durante más de una semana a la espera de que todas las partes alcanzaran un acuerdo en la forma en que la carga de los camiones debía ser revisada, el control por parte de las autoridades aduaneras de Ucrania y finalmente quién había de garantizar la seguridad de la entrega. El embajador de Rusia ante las Naciones Unidas ha tratado, sin éxito, de buscar que el Consejo de Seguridad exija un alto el fuego a las partes para la duración de  la misión.

La intensidad de la batalla en el área de la ruta inicialmente pactada ha sido uno de los grandes escollos en los últimos días, ya que el Gobierno ucraniano no podía garantizar la seguridad del convoy. “Kiev ha retrasado su aprobación formal necesaria para ICRC durante días, mientras que continuaba inventando pretextos e intensificando sus ataques sobre Lugansk y Donetsk, que incluyen aeronaves militares, armamento pesado, teniendo como objetivo zonas residenciales y otras infraestructuras civiles. En los últimos días, el bando ucraniano ha lazado misiles balísticos incluyendo misiles Tochka-U con cada vez más frecuencia”, insiste la nota del Ministerio de  Asuntos Exteriores ruso publicada hoy.

Finalmente, ante los constantes retrasos achacados a temas burocráticos y de seguridad, las autoridades rusas han optado por cruzar la frontera de forma unilateral y continuar con una misión que todas las partes, incluyendo el Gobierno ucraniano y Cruz  Roja, habían certificado ya como humanitaria. “Un mayor retraso habría sido inaceptable”, ha explicado el presidente ruso Vladimir Putin a la canciller alemana Angela Merkel, justificando la necesidad de actuar ante la gravedad  de la situación de los civiles que aún se mantienen en la ciudad. Estados Unidos y la Unión Europea han considerado la entrada del convoy ruso sin el acuerdo con las autoridades ucranianas como una paso más en la escalada del conflicto y han exigido su retirada inmediata amenazando a Rusia con más sanciones.

A pesar de tener que variar la ruta prevista en ciertas zonas de la ciudad debido al constante fuego de artillería disparado por el ejército ucraniano, la ayuda humanitaria ha llegado a Lugansk, ciudad que desde hace más de dos semanas carece de agua corriente o electricidad y en la que se gesta, según Cruz Roja, una catástrofe humanitaria.

Por GrahamWPhillips @GrahamWP_UK

Si bien tanto el Comité Internacional de la Cruz Roja (ICRC) como el Gobierno ucraniano disponen desde hace días de una lista exhaustiva de los productos que contienen los más de 200 camiones, no todos han podido ser inspeccionados, lo que ha dado pie a especulaciones sobre el contenido real del convoy.

“Condeno la entrada de un convoy supuestamente humanitario ruso en el territorio de  Ucrania sin el consentimiento de las autoridades ucranianas y sin la participación del Comité Internacional de la Cruz Roja. Se trata de un evidente incumplimiento de los compromisos internacionales de Rusia, incluyendo los recientes acuerdos de Berlín y Ginebra y otra violación de la soberanía ucraniana por parte de Rusia”, expresa el comunicado del Secretario General de la OTAN Anders Fogh Rasmussen, que prosigue explicando la crisis en el sudeste de Ucrania culpando únicamente a Rusia. “Esto solo puede agudizar la crisis en la región, una crisis que Rusia ha creado y continúa agitando. Esta indiferencia por los principios de la ley internacional humanitaria hacen surgir preguntas sobre si el propósito real de  este convoy humanitario es ayudar a la población civil o reabastecer a los separatistas armados”.

La posibilidad de que este convoy de ayuda la humanitaria no sea más que una tapadera para la tan anunciada invasión rusa no es nueva. Hace ya días, periodistas de la prensa inglesa anunció haber visto una columna blindada cruzando la frontera rusa. Y tras la llegada a Lugansk del convoy de ayuda humanitaria, el ministro de exteriores sueco Carl Bildt afirmaba que tras él circulaban blindados de la 76ª División Aerotransportada.

Rusia por su parte desmiente esta información afirmando que el único apoyo militar recibido en el trayecto entre Izvarino y Lugansk ha sido el proporcionado por las autodefensas de la República Popular de Lugansk y recordando la desesperada situación de la población civil del lugar, que hacía urgente el reparto de ayuda humanitaria.

Comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. Pingback: Lugansk aprende a vivir sin Kiev | SLAVYANGRAD.es - 23/04/2015

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Reportes del frente archivados.

Registro

agosto 2014
L M X J V S D
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031
Follow SLAVYANGRAD.es on WordPress.com

Ingresa tu correo electrónico para seguir este Blog y recibir notificaciones de nuevas noticias.

Únete a otros 21.849 seguidores

Estadísticas del Blog

  • 1.353.420 hits
A %d blogueros les gusta esto: