Entrada actual
Alto el fuego, DPR, Ejército Ucraniano, Estados Unidos, LPR, Minsk, Normandía, ONU, OSCE, Rusia, Tillerson, Ucrania, Uncategorized

Nueva demostración del desacuerdo

La cumbre de ministros de Asuntos Exteriores de los países de la OSCE ha vuelto a escenificar, de forma pública y explícita, los desacuerdos entre Estados Unidos y la Federación Rusa en lo que respecta a la situación en Donbass y los pasos que han de darse en busca de una solución al conflicto. “De todos los retos a los que se enfrenta hoy en día la OSCE, ninguno es más importante o problemático que la situación en Ucrania”, afirmó el Secretario de Estado de Estados Unidos, Rex Tillerson, en la apertura de su discurso.

“Estados Unidos está comprometido con la soberanía, independencia e integridad territorial de Ucrania según las fronteras internacionalmente reconocidas. Llamamos al cumplimiento de los acuerdos de Minsk. Nunca aceptaremos la ocupación rusa y el intento de anexión de Crimea. Las sanciones relacionadas con Crimea seguirán vigentes hasta que Rusia devuelva el control completo de la península a Ucrania”, continuó Tillerson en un discurso que dejó claro que la política de la administración Trump no difiere, en exceso, de la política de la anterior administración.

Tampoco la visión que Tillerson planteó de la situación en Donbass difiere, en absoluto, de la que en años anteriores había planteado su antecesor en el puesto, John Kerry. “En el este de Ucrania, nos unimos a nuestros socios europeos en el mantenimiento de las sanciones hasta que Rusia retire sus fuerzas de Donbass y cumpla los acuerdos de Minsk”, afirmó Tillerson, obviando, una vez más que no es Rusia quien adquirió compromisos con el acuerdo de Minsk sino Ucrania, Donetsk y Lugansk. “Mientras Ucrania está dando pasos para cumplir esos acuerdos, y debe seguir haciéndolo, Rusia no lo hace”, insistió Tillerson sin referirse a ningún punto en concreto, posiblemente porque tan solo hay un punto, el del intercambio de prisioneros de guerra, en el que se están dando avances. Ucrania mantiene el bloqueo de Donbass, sigue sin levantar el bloqueo bancario, no ha reanudado el pago de pensiones a la población residente en la RPD/RPL y se niega a conceder amnistía a los participantes en la guerra del lado de las Repúblicas Populares, con las que Kiev sigue negándose a negociar, tal y como exigen los acuerdos de Minsk.

Sin embargo, toda la culpa debe recaer sobre Rusia, también en lo que respecta al fracaso del alto el fuego. “Más civiles han muerto en 2017 que en 2016”, afirmó Tillerson. “En noviembre ha aumentado en un 60% el número de infracciones al alto el fuego en Donetsk y Lugansk. Debemos ser claros sobre el origen de la violencia: Rusia está armando, liderando, entrenando y luchando junto a las fuerzas antigubernamentales”, sentenció Tillerson, presentando una imagen en la que, aparentemente, solo la RPD y la RPL utilizan las armas. Sin embargo, no fueron ellos, sino Ucrania quienes avanzaron sus posiciones y capturaron varias localidades en esas fechas a las que se refiere el líder de la diplomacia estadounidense.

El discurso de Tillerson, que se centró en la imagen general del conflicto sin entrar en absoluto en lo concreto, contrasta con el presentado por el ministro ruso Sergey Lavrov, que centró su intervención en una idea específica: la propuesta rusa para introducir una misión de paz en Donbass.

La versión rusa

Artículo Original: Antifashist

El líder de la diplomacia rusa, Sergey Lavrov, ha acusado a Kiev de falta de voluntad para resolver el conflicto en el este de Ucrania. Concretamente, [según Lavrov] Kiev intenta bloquear una idea constructiva sobre la misión de paz en Donbass con cálculos de acabar con las Repúblicas Populares por la fuerza.

En su discurso en la cumbre de ministros de Asuntos Exteriores de la OSCE en Viena, el ministro de Exteriores de la Federación Rusa insistió en que los esfuerzos del Grupo de Contacto [de Minsk, en el que participan tanto Ucrania como la OSCE y las Repúblicas Populares] y el formato Normandía [Alemania, Francia, Rusia y Ucrania] son artificialmente torpedeados por las autoridades ucranianas.

“Estamos especialmente preocupados por los intentos de dilatar una consideración sustancial de la propuesta de resolución presentada por Rusia al Consejo de Seguridad para la creación de una misión de paz de Naciones Unidas para mejorar la protección de los observadores de la Misión Especial de Monitorización de la OSCE de estricto acuerdo con su mandato. A cambio, se proponen ideas que equivalen a introducir una administración de ocupación en Donbass para enterrar así el Paquete de Medidas [el acuerdo de Minsk de febrero de 2015] que se aprobó, de forma unánime en el Consejo de Seguridad y resolver la cuestión por la fuerza. Por cierto, las autoridades de Kiev, incluyendo actuales ministros, hablan sobre ello abiertamente”, afirmó el ministro de Asuntos Exteriores de la Federación Rusa, Sergey Lavrov.

El ministro también se refirió a los problemas para trabajar en el Centro de Control y Coordinación Conjunto del alto el fuego en Donbass: “Ucrania, concretamente el presidente Poroshenko, que lideró la creación de dicho centro en 2014, ahora está haciendo todo lo posible para crear unas condiciones insoportables para los oficiales rusos, haciendo exigencias inaceptables con el objetivo de que el centro deje de existir. La responsabilidad de ello recae, por supuesto, sobre las autoridades ucranianas”.

“En ese caso, la parte rusa tendrá que detener su trabajo en el Centro de Control y Coordinación Conjunto”, afirmó Lavrov.

La propuesta de resolución presentada por Moscú al Consejo de Seguridad implica el despliegue de cascos azules de la ONU armados con armamento ligero para la protección de los miembros de la Misión Especial de Monitorización de la OSCE en la línea de demarcación en Donbass tras la retirada del armamento pesado de las partes en conflicto. Además, la composición de la misión debe ser acordada por los representantes de Kiev y de las Repúblicas Populares.

Kiev exige una misión de paz, que los cascos azules de la ONU se desplieguen en toda la zona de conflicto en Donbass, incluida la parte de la frontera ruso-ucraniana [420 km controlados por la RPD/RPL], y que tengan derecho a utilizar armas no solo en defensa propia.

Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Reportes del frente archivados.

Registro

Follow SLAVYANGRAD.es on WordPress.com

Ingresa tu correo electrónico para seguir este Blog y recibir notificaciones de nuevas noticias.

Únete a otros 39.058 seguidores

Estadísticas del Blog

  • 1.241.620 hits
Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: