Entrada actual
Alto el fuego, Bombardeos, DPR, LPR, Minsk, Ucrania, Uncategorized

Pocos cambios

Artículo Original: Colonel Cassad

Brevemente, sobre otra habitual intensificación en Donbass, con un nuevo aumento de las bajas, tanto muertos como heridos, en ambos lados.

pocos cambiosTeniendo en cuenta la habitual falta de progresos en el frente diplomático en Ucrania, la batalla continúa y no hay motivo alguno para que se detenga. La única cuestión es la forma de la batalla y su intensidad. Las partes en conflicto continúan proponiendo a la otra parte que mueva ficha, esperando poder así aprovecharse de las posiciones defensivas con el objetivo de un posterior contraataque desde la retaguardia.

La RPD y la RPL cuentan con una primera línea algo débil (gran parte del equipamiento sigue en la zona de concentración), lo que invita al Ejército Ucraniano a aprovecharse de la situación. El comando del Ejército Ucraniano evidentemente es consciente de ello, pero también comprende que iniciar operaciones ofensivas a gran escala supone un gran riesgo de ser aplastadas por las tropas desplegadas en la región de Rostov. Así que las razonables quejas de los soldados de las repúblicas suelen percibirse como actividades de desinformación. De la misma forma hay que entender las historias sobre las deserciones o la desintegración del Ejército Ucraniano. En la planificación real, es evidente que ambos bandos utilizan las posibilidades de la guerra informativo-psicológica. De ahí las declaraciones del Ministerio de Defensa de Ucrania, que afirmó que Ucrania no pretende atacar, aunque obviamente existen planes ofensivos del Ejército Ucraniano. Y de ahí las declaraciones [ucranianas] sobre la “ofensiva del Dniéper o hasta las fronteras de las Repúblicas”, aunque no hay planes ofensivos [de las Repúblicas] por el momento. Es improbable que la RPD y la RPL realicen, por su cuenta, sin participación directa de la Federación Rusa, una acción ofensiva a gran escala, así que las numerosas declaraciones de Zajarchenko y otros oficiales de la RPD y la RPL sobre empujar hasta la frontera [de las regiones de Donetsk y Lugansk] y especialmente aquellas que hablan del “colapso de Ucrania en sesenta días” no se corresponden a la actual realidad político-militar.

Evidentemente, el Ejército Ucraniano agradecería, en el actual contexto, una ofensiva de las Repúblicas, ya que le daría una razón para intensificar su lema de que “Rusia ha invadido Ucrania”. En lo que respecta a las propias operaciones, le daría una oportunidad para debilitar de forma significativa a los ejércitos de la RPD y la RPL, lo que complicaría para Rusia intervenir abiertamente.

Las numerosas, y habitualmente contradictorias declaraciones en los discursos de ambos lados crean, de hecho, una especie de ruido informativo en el que los bandos tratan de ocultar sus verdaderas intenciones y sus recursos. La naturaleza del conflicto permite a ambos bandos mantener esta dosificación y, si es necesario, subir el volumen.

Mientras siga existiendo una estrategia de congelar el conflicto, Rusia continuará evitando la acción en Donbass, apoyando el actual estatus político-militar de forma indefinida hasta que se creen las condiciones (si es que se crean) para una solución militar o política.

Con la preocupación asociada a la posible participación directa de las fuerzas armadas rusas, Ucrania también evitará situaciones en las que eso se pueda producir, aunque es evidente que la vieja estrategia de Gorbulin no ha funcionado. Eso da lugar a las actuales histéricas medidas restrictivas del régimen de Kiev, que no consigue controlar completamente la guerra en Donbass y se ve cada vez más forzada a escalar la guerra para tapar las fallidas políticas socioeconómicas en el resto de Ucrania.

De ahí la guerra, que continúa con periódicos empeoramientos y ocasionales picos de bajas en ambos lados. En términos generales, la guerra en su forma original terminó hace ya dos años y no está claro cuándo se producirá un cambio cualitativo en la naturaleza de la batalla. Hasta que eso se produzca, el frente seguirá devorando a soldados y civiles, por no mencionar las pérdidas de material e infraestructura civil. Actualmente, la línea del frente actúa como una frontera no reconocida entre estados, algo que, como demuestra el ejemplo de Karabaj, puede durar, no solo años, sino décadas. En este sentido, las historias de que “Minsk paró la guerra”, están completamente alejadas de la realidad: de hecho, Minsk solo contribuyó a la institucionalización de la guerra.

Nada de esto niega que existan evidentes problemas relacionados con la satisfacción de las actuales necesidades de las tropas, necesidad de mejorar la calidad del comando de las Repúblicas (personas, no almas muertas) y el apoyo técnico-material a las brigadas y brigadas motorizadas o la importancia de realizar acciones dirigidas a aumentar la moral de las tropas, incluyendo atraer el servicio a veteranos de las campañas de 2014 y 2015. Evidentemente, es necesario asegurarse de que detrás de esas historias sobre cómo “no vamos a ir al ataque”, no se esté preparando una operación a gran escala para reducir el territorio de las Repúblicas Populares. Por lo demás, la situación continúa, aunque me gustaría decir lo contrario, sin cambios significativos a pesar de las sustanciales bajas que han sufrido ambos bandos.

Anuncios

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Reportes del frente archivados.

Registro

Follow SLAVYANGRAD.es on WordPress.com

Ingresa tu correo electrónico para seguir este Blog y recibir notificaciones de nuevas noticias.

Únete a otros 38.139 seguidores

Estadísticas del Blog

  • 1,094,469 hits
A %d blogueros les gusta esto: