Entrada actual
Donbass, Donetsk, DPR, LPR, Pensiones, Ucrania

La perpetuación de un castigo colectivo

Con una retórica muy diferente a la de su oponente Poroshenko, el candidato Zelensky basó su campaña y precampaña electoral en mensajes de paz y cumplimiento de los acuerdos firmados por Ucrania (y ratificados por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas). Pero, ante todo, el exactor, en parte basando su imagen en el personaje que encarnaba en televisión, trató de hacer ver su preocupación por la población ucraniana, en la que incluía también a quienes residen al otro lado del frente, en los territorios de las Repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk. Esa retórica de paz y amor por la población no ha desaparecido en estos primeros seis meses de mandato de Zelensky, que continúa intentando, no sin grandes dosis de demagogia, atraer a la población de Donbass con sus palabras, no con sus actos, que contradicen abiertamente su discurso.

Pese a ligeros avances en ciertos puntos militares de los acuerdos de Minsk -la retirada de tropas y armamento de tres puntos según los acuerdos de 2016 y la realización de un gran intercambio de prisioneros en diciembre de 2019-, la nueva administración no ha modificado significativamente la postura de Ucrania con respecto al proceso de paz. Tras la cumbre de los jefes de Estado o de Gobierno del formato Normandía, Zelensky y su equipo han declarado en repetidas ocasiones que pretenden enmendar los acuerdos firmados para tratar de imponer, como ya hiciera durante cuatro años Poroshenko, la interpretación ucraniana a los puntos políticos que implica la hoja de ruta de Minsk.

Pero al margen de las cuestiones políticas -como la cuestión del estatus especial para Donbass incluido en la Constitución de Ucrania- que Kiev ha dejado claro que no pretende cumplir, han pasado desapercibidas las cuestiones económicas, tanto o más importantes para la población de la RPD y la RPL, que viven aún en un estado de guerra. Desde la campaña, el equipo de Zelensky dejó abierta la posibilidad de levantar el bloqueo que la adminsitración Poroshenko impuso contra Donbass: en primer lugar se impuso un bloqueo bancario y de transporte y, años más tarde, un bloqueo económico completo. La lógica de levantar el bloqueo no respondía en realidad a la preocupación por la población de la zona sino a un intento de revertir la integración económica de Donbass en la zona rublo facilitada por las medidas económicas impuestas por Kiev.

Tras más de seis meses en el cargo, Zelensky no ha levantado el bloqueo ni ha reanudado las relaciones económicas con Donbass tal y como exigen los acuerdos de Minsk. Ucrania no ha levantado el bloqueo bancario, en vigor desde el otoño de 2014 y que dificulta enormemente la capacidad económica de la zona, por lo que Kiev se garantiza así el aumento de la pobreza y desesperación de la población. Pero el bloqueo bancario es también una herramienta tremendamente útil para justificar que Kiev no tenga intención de reanudar el pago de pensiones a la población de Donbass en su lugar de residencia tal y como prometió el candidato Zelensky.

En una retórica calcada a la de Poroshenko y antes a la de Yatseniuk, el equipo de Zelensky alega que ese paso únicamente se dará tras la desocupación. Así lo recogía esta semana Novorosinform:

El pago de pensiones en las zonas de Donbass no controladas por el Gobierno es imposible en las actuales condiciones. Así lo afirmó el viceprimer ministro de Ucrania para la Integración Europea y Euroatlántica Dmitro Kuleba.

“Para la Unión Europea, el pago de pensiones en los territorios ocupados es un asunto de derechos humanos, es un matiz muy importante. Pueden seguir insistiendo en que se debe hacer, pero también entienden es una cosa querer hacer algo y otra es tener la capacidad técnica y oportunidad en materia de seguridad. Ahora, en la actual realidad, no existe tal oportunidad”, afirmó.

Según Kuleba, la cuestión del pago de pensiones en la RPD y la RPL puede solucionarse únicamente en el contexto de su “desocupación”. El viceprimer ministro también apuntó que actualmente hay un sistema para obtener las pensiones, que requiere a los pensionistas viajar [a través del frente] a territrorio controlado por el Gobierno ucraniano.

“Así que la solución al problema está directamente vinculado al proceso de desocupación. Entonces habrá Fondo de Pensiones, operará el Sistema monetario, se podrá seguir adelante”, sentenció.

Los pensionistas de Donbass, uno de los colectivos más vulnerables de la población teniendo en cuenta su elevada edad (la guerra en Donbass es, según Naciones Unidas, el conflicto que más afecta a la población anciana), seguirán arriesgando su vida y su salud en las largas colas de los puestos de control que atraviesan el frente para conseguir una pensión ganada legítimamente con décadas de trabajo. Mientras tanto, Ucrania seguirá alegando su voluntad de hacer lo correcto y negando su culpa mientras continúa utilizando esos impagos como forma de ahorro y de guerra económica contra la población más vulnerable de la zona de guerra.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Reportes del frente archivados.

Registro

Follow SLAVYANGRAD.es on WordPress.com

Ingresa tu correo electrónico para seguir este Blog y recibir notificaciones de nuevas noticias.

Únete a otros 21.878 seguidores

Estadísticas del Blog

  • 1.345.698 hits
A %d blogueros les gusta esto: