Entrada actual
Economía, Industria, Infraestructura, Ucrania

Sueños

Artículo Original: Komsomolskaya Pravda

Perdonen, pero sin nuestros vecinos del sudeste, un sábado no es un sábado. Muchas personas muy válidas han gobernado Ucrania desde 2014 (y sí, también antes del golpe de ese año) y han sorprendido al mundo con su incompetencia sin límite, estupidez absoluta, mentiras y otros trucos. Pero parece que hay dos lugares en los que la pirámide del poder ucraniano está especialmente maldita. Las personas que ocupan esos puestos destacan sobre otros miembros del Gobierno como, por ejemplo, el exministro de Economía Milovidov, que a pesar de admitir ser un idiota, parece modesto y con capacidad de autocrítica en comparación con los ministros de Asuntos Exteriores e Infraestructuras, como si fuera un genio, aunque fuera de escaso talento.

Recordemos al exministro de Asuntos Exteriores Pavlo Klimkin, cuyas interpretaciones casi siempre nos hacían recordar a uno de los mejores payasos del circo soviético, que actuaba bajo el nombre artístico Karandash [bolígrafo]. Pero el actual ministro no es inferior a Klimkin. Dmitro Kuleba, en una conferencia internacional de asistencia a Afganistán, afirmó que Ucrania ayudará a reconstruir el país, destrozado tras años de guerra y ocupación.

“Ucrania tiene mucho que aportar. Estamos dispuestos a participar en proyectos regionales e interregionales económicos, de infraestructuras y energéticos en Afganistán. Las compañías ucranianas están preparadas para suministrar productos industriales y de construcción, locomotoras, tractores y equipamiento ferroviario. Nuestros especialistas están dispuestos a organizar instrucción para los ingenieros afganos que participen en la construcción de la infraestructura ferroviaria y sistemas de alarma”, prometió el ministro. Curiosamente, omitió que los vagones, locomotoras y trenes ucranianos están tan desgastados que cuando un tren vuelve a la central se considera casi un milagro. Dejemos de lado el hecho de que Ucrania está a la espera de recibir dinero de organizaciones internacionales para poder ponerse a trabajar. Eso ni siquiera importa.

El segundo puesto maldito es el de ministro de Infraestructuras de Ucrania. Si recuerdan, en tiempos de Poroshenko, el puesto estaba ocupado por Volodymyr Omelyan. Se hizo célebre por anunciar repetidamente el hyperloop Sumy-Zhmerinka (compitiendo con Elon Musk, al menos en sueños), por intentar, al menos una vez al año, el tráfico de pasajeros a Rusia y, con una frecuencia similar, por hazañas que podrían envidiar Zoryan y Shkiryak, que se han convertido en míticos héroes de Ucrania.

Ahora este puesto está ocupado por el no menos válido Vladislav Krikliy. Hace poco tiempo que se ha hecho célebre por entregar un certificado falsificado para alegar ser negativo en coronavirus al servicio de protocolo del primer ministro de Kazajistán antes de las negociaciones con ese país. Fue expulsado de las negociaciones, que fracasaron. Pero eso no era suficiente. Krikliy tenía que causar otro escándalo.

Kiev negociaba con Varsovia la concesión de permisos mutuos de transporte internacional que los dos países se entregarían mutuamente. Al final de las negociaciones, Krikliy orgullosamente anunció en Facebook que “todos han apretado a los polacos por más permisos”. Resulta que los polacos leyeron el mensaje de Facebook del ministro ucraniano. Y se ofendieron por haber sido “apretados”, teniendo en cuanta que en términos es, digamos, poco diplomático. Y los acuerdos que ya habían sido alcanzados fueron cancelados. Los transportistas ucranianos que se dedican al transporte internacional de carga ya han expresado su gratitud al ministro en términos tan favorecedores que no se pueden citar aquí.

Pero esto no ha calmado a Klikliy. Inspirándose claramente en Omelyan, se las ha arreglado para encontrar un proyecto no menos ambicioso que el olvidado hyperloop, un proyecto que debería llevar su nombre durante siglos: antes de 2030, Ucrania planea sustituir todo el transporte público urbano con vehículos eléctricos y va a crear la infraestructura necesaria para ello.

“Las ciudades sustituirán su flota con autobuses eléctricos y crearán la infraestructura de carga necearía para ello”, prometió el ministro, que añadió que el Ministerio ha desarrollado un borrador de estrategia para el desarrollo de la industria de automoción en el país, con incentivos para la producción doméstica de coches eléctricos, así como para popularizar el transporte privado y público con vehículos eléctricos.

“Era el momento. En los últimos años, ya se ha hecho una parte del trabajo. Por ejemplo, de Chequia ya se han recibido los tranvías pedidos, que han ido a las rutas de las ciudades ucranianas. Y normalmente circulan por las vías existentes, así que parece una transición para los vehículos eléctricos. El hyperloop es un error del pasado. Los autobuses eléctricos, los coches eléctricos…ese es el futuro real”. El ministro planea una imagen futurista de New Vasyuki cuando la realidad es la falta de atención a los mayores y a los niños con necesidades especiales. En ese parque temático puede descansar tranquilamente junto al hyperloop de Omelyan.

No importa si el ministro podrá representar las salvajes fantasías, aunque solo sea en su cabeza, o si será cesado antes de crear un nuevo escándalo internacional, que seguro que creará. Lo principal es no parar nunca en el camino hacia la victoria.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Reportes del frente archivados.

Registro

diciembre 2020
L M X J V S D
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  
Follow SLAVYANGRAD.es on WordPress.com

Ingresa tu correo electrónico para seguir este Blog y recibir notificaciones de nuevas noticias.

Únete a 21.798 seguidores más

Estadísticas del Blog

  • 1.427.126 hits
A %d blogueros les gusta esto: