Entrada actual
Bombardeos, Cultura, Debaltsevo, Donbass, Donetsk, DPR, Lisitsa, Maidan, Prensa, Propaganda, Ucrania

Valentina Lisitsa: “Me han amenazado muchas veces”

Entrevista Original: Alexander Kots, Dmitry Steshin /Komsomolskaya Pravda
01

Donbass no solo adora a la pianista de música clásica Valentina Lisitsa, sino que la venera. Y no solo por su calidad profesional sino por su postura, que con persistencia defiende en Occidente. Su apoyo a Donbass le ha costado escándalos y relaciones rotas con amigos y colegas en Ucrania –donde nació- o en Europa. A riesgo de convertirse en persona non grata en la comunidad profesional, vuelve otra vez con conciertos en esta tierra en guerra. Las entradas desaparecieron en cuestión de horas. Nos presentamos en el ensayo antes del concierto.

“Yo también me paseé vistiendo camisas bordadas”

Llevamos trabajando aquí desde marzo de 2014 y es una pena que, por algún motivo, los artistas que han mostrado su apoyo se puedan contar con los dedos de una mano. Y para usted ya es la segunda vez…

He seguido la situación desde el principio, se me rompió el corazón. Percibí Maidan de forma diferente. Soy parte de la generación del colapso de la Unión Soviética. Yo también hablaba ucraniano y me paseaba vistiendo camisas bordadas [vestimenta tradicional ucraniana-Ed]. Teníamos tanta independencia…Y entonces esa generación se dio cuenta de que le habían estafado y se marchó. Yo acabé en Estados Unidos. Me sentí mal por los jóvenes en Maidan: otra vez creían en un futuro brillante. Yo ya había vivido eso y sabía lo que era.

Para mí, Odessa fue un desastre, porque de ahí vienen mis raíces. Horrorizada veía lo que estaba pasando y me di cuenta de que no había vuelta atrás. Por suerte, lo que ocurrió en Donbass no ocurrió en Crimea…Quería apoyar a la población. Soy pianista, así que mi única arma es la música. Y resultó ser un arma muy potente. Cuando toqué aquí por primera vez me di cuenta de que la música no es entretenimiento, algo elitista para quienes tienen de todo. No, la música es igual de necesaria que el oxígeno. En Donetsk toqué a Prokofiev, que nació aquí. Aquí están nuestras raíces, nuestra civilización, esa a la que pertenece la gente que me está escuchando aquí. Han intentado arrebatárselo con sangre. Sentí que necesitaban la música y no me paré a pensar en lo peligroso que era y cómo se percibiría en Occidente. Pase lo que pase, tengo un hogar aquí al que siempre podré volver. Llegué aquí de Berlín y después volaré a Canadá, pero mi familia y mi gente está en esta tierra.

En los 90 se pudo observar que, pese a la libertad de expresión, en Occidente hay un interruptor secreto. Si se apaga, cualquiera, da igual su estatus, si es famoso o si tiene talento, puede desaparecer de la prensa para siempre. ¿No tenía miedo de perder su audiencia?

La élite siempre ha sido un obstáculo para mí, por eso me creé a mí misma utilizando YouTube. Me han visto más de cien millones de personas. No creo que nadie pueda hacer desaparecer a esa audiencia o mentirles diciendo que no soy quien digo ser. El año pasado me impidieron tocar en Canadá, pero hace poco actué en Toronto, con todas las entradas vendidas y me recibieron en pie cuando salí al escenario.  En realidad hay más gente inteligente de la que suponemos. No todos creen automáticamente lo que se dice en la televisión. Es a ellos a los que me dirijo. No tengo miedo de las amenazas, aunque me han amenazado muchas veces y nos han insultado a mí y a mi familia. Pero nada de eso vale una sola lágrima de un niño. Hace dos días toqué un concierto matinal en Gorlovka. Había muchos niños allí…Me rodearon, querían tocar para mí. Nos avisaron de que ya era tarde, pero  yo, inocentemente, pensé “que toquen”. Y entonces, cuando nos marchábamos, a las 19:10 de la tarde, empezaron los disparos y los niños volvieron a sus casas bajo las bombas. Toqué Prokofiev, Bach, Chopin…y recuerdo cómo me miraba. Ese es el mejor premio.

“Nos llaman trolls del Kremlin”

¿Se habla en Occidente de lo que está pasando en Donbass, hay algo en la prensa o en la televisión?

Algo ha empezado a colarse. Pero gran parte de la discusión está en la prensa “alternativa”: Twitter, Facebook. He conocido a un gran número de personas corrientes alrededor del mundo. Nos llaman trolls del Kremlin y nos acusan de todo tipo de cosas, pero esta gente extiende la verdad por todo el mundo. Con un punzón intentamos pinchar un gran globo intentando hacer un pequeño agujero por el que pase la luz. Y así cada vez más gente conoce lo que pasa realmente en Donbass y en Ucrania.

¿Qué le impresionó de Donbass que le llegó al corazón?

Estábamos en Debaltsevo y me mostraron un edificio de apartamentos en el que solo habían aguantado las paredes. Todo era oscuro, gris. Y ahí en medio había un punto de luz: una manta rosa de bebé. No hace falta ver fotos de cuerpos o víctimas. Solo hace falta mostrar esa manta de bebé que, por algún motivo, ha sobrevivido en la casa quemada.

02

¿Nota la diferencia entre ahora y hace un año en Donetsk?

Vayamos donde vayamos, hay gente que sale los sábados para limpiar, pintar, reconstruir. Es triste darse cuenta, pero la población entiende que esta es su tierra y que no tienen dónde huir. En Ucrania sueñan con viajar sin visado a la UE, el país entero está dispuesto a salir corriendo. Esta gente no tiene dónde huir. Protegen su tierra, sus ideales, su historia, su civilización…Realmente aman esta tierra. Hice un experimento: publiqué imágenes de un concierto en Stuttgart intercaladas con imágenes de Donetsk y pregunté cuál de esas ciudades era una capital europea. No me gustó mucho Stuttgart: había basura, pintadas por todas partes, malas hierbas en la calle. El contraste con Donetsk fue bastante sorprendente para muchos. Quienes limpian las calles se enorgullecen de hacerlo. No están inventando naves espaciales, pero es una labor importante para la ciudad. Querría darles besos y abrazos a todos. Eso también es importante para el bienestar de Donbass, como cualquier otro trabajo.

Es un signo de que no han bajado los brazos, que la población no se ha rendido. Vimos algo parecido en Siria, donde los signos de los ataques más potentes desaparecían ante nuestros ojos…

Por ejemplo no reparan los tejados con madera contrachapada sino con tejas nuevas y bonitas. Así confían en que llegará la paz y ahora están construyendo su futuro.

03

“La reconciliación es posible”

 Se han dado casos de familias que se han roto porque tenían diferentes puntos de vista de lo que ocurría. ¿Le ha afectado algo así de alguna manera? ¿Le han dado la espalda sus amigos ucranianos?

No solo en Ucrania. Ha sido mucho más difícil comprender el comportamiento de amigos y colegas occidentales. Ese fue uno de los momentos más complicados, cuando me acusaron de todo tipo de pecados mortales, casi todo menos comer niños. La primera vez que volví de Donbass, alguien empezó un falso rumor en la prensa holandesa que decía que había tuiteado que estaba contenta con el derribo del Boeing de Malaysia Airlines. ¿Cómo reaccionaron mis colegas con los que llevaba años trabajando? Uno escribió una carta: Valentina, sé que no dijiste nada de eso. Pero tengo otros amigos que perdieron a sus familiares, así que no puedo seguir trabajando contigo”. Defendería a muerte a alguien a quien conozco. Pero esos políticamente correctos europeos escucharon algo en la televisión y se lavaron las manos. Él y yo éramos muy amigos. Su compositor favorito es Shostakovich, que sufrió represión y traiciones de sus amigos. Y este holandés, que conocía mi postura, me dio la espalda como aquellos amigos de Shostakovich. Me gustaría preguntarle si después de tantos años entiende mejor la música de Shostakovich. Ese es el estilo de Europa occidental: no implicarse y simplemente apartarse. Esa fue la mayor decepción.

Es una tradición que la música derrote a la guerra. Recuerdo a Shostakovich en la sitiada Leningrado, recuerdo la película Welcome to Sarajevo: el violonchelista sube a una colina y comienza a tocar. La gente sale de entre las ruinas para acercarse a él. Ahora, usted ha venido a Donetsk. ¿Continuará la guerra? ¿Qué impresión tiene?

Quiero creer que todas las partes están hartas de la guerra. No van a conseguir nada con ella. Aquí el pueblo se resistirá hasta el último hombre porque luchan por una causa justa. Y no aceptarán una paz vergonzosa que parezca una rendición. Quieren una paz justa. Tendrá que llover mucho antes de que sea posible una reconciliación entre Ucrania y Donbass, demasiada sangre ha sido derramada.

¿Sabe? El occidental medio ha oído hablar de la agresión rusa en Ucrania. ¿Pero cuál es el agresor en realidad? Kiev es el agresor. Desde allí enviaron a neo-nazis con su ideología extremista. Dispararon a las abuelas que se enfrentaron a los tanques. Pero no habrá conciencia de ello hasta que digan: “sí, tenemos la culpa”, hasta que los culpables y los instigadores se enfrenten a un tribunal. Está claro que hay suficientes personas que fueron reclutadas para el ejército y que solo ejecutan órdenes. Pero también hay otros muchos asesinos y otros que vinieron aquí por dinero… Hay que arreglar todo eso y que los culpables cumplan una sentencia apropiada. Solo entonces habrá una posibilidad de reconciliación.

Una pregunta comprometida

¿Qué tipo de música escucha en su tiempo libre?

(Risas) Escucho música clásica el 99% del tiempo. Me gusta la música tradicional: rusa, ucraniana, también alguna exótica. Es difícil vivir sin música, la música vive conmigo. No tengo vacaciones, días libres. Siempre trabajo, trabajo.

¿Qué tono suena en su teléfono?

Música clásica (risas)

***

La fotografía de la casa quemada y la  manta rosa, tomada por Valentina Lisitsa en su reciente visita a Donbass…

CilQahuWgAANXqn

… y algunas imágenes con sus fans en los conciertos que celebró allí.

CilQcJXWsAEoxvpCilQcnxWEAE5WSMCilQdc7WgAADYb1

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Reportes del frente archivados.

Registro

Follow SLAVYANGRAD.es on WordPress.com

Ingresa tu correo electrónico para seguir este Blog y recibir notificaciones de nuevas noticias.

Únete a otros 38.139 seguidores

Estadísticas del Blog

  • 1,095,054 hits
A %d blogueros les gusta esto: