Entrada actual
Alto el fuego, Bombardeos, Canadá, Diáspora, Diáspora Ucraniana, Lisitsa, Minsk, Política exterior, Putin, Rusia, Ucrania

Canadá: defensor incondicional del régimen de Kiev

La derrota electoral de Stephen Harper, uno de los principales defensores del Gobierno de Kiev en la escena internacional, no ha supuesto un cambio en la política canadiense con respecto a Ucrania. El nuevo primer ministro, el liberal Justin Trudeau, ha querido dejarlo claro en su primer encuentro con el presidente ruso, al que ha acusado de incumplir el acuerdo de Minsk. Queda despejada así cualquier duda que pudiera mantener el Gobierno de Kiev o la importante diáspora ucraniana en Canadá, que no solo logró que Toronto vetara los conciertos de Valentina Lisitsa, sino que se ha organizado para financiar los esfuerzos bélicos ucranianos.

trudeauArtículo Original: New Cold War

El nuevo primer ministro de Canadá no suena tan innovador en lo que se refiere a la guerra civil que ha destruido las vidas de millones de personas en el este de Ucrania. CBC News informa de las críticas y malinformadas palabras que Justin Trudeau dedicó al presidente ruso Vladimir Putin en la cumbre del G-20 celebrada en Antalya, Turquía. Las palabras de Trudeau no presagian nada bueno para el pueblo ucraniano.

CBC cita las palabras de Trudeau comentando su conversación con Vladimir Putin: “Insistí en que, aunque Canadá ha cambiado su postura en un buen número de asuntos multilaterales e internacionales, seguimos comprometidos con el hecho de que las injerencias de Rusia en Ucrania tienen que cesar; estamos con el pueblo ucraniano y esperamos que el presidente cumpla al completo con los compromisos del proceso de paz de Minsk”.

Dicha referencia al acuerdo de alto el fuego firmado en Minsk el 12 de febrero de 2015 es desinformada o maliciosa. Rusia fue un participante y negociador clave en la negociación, junto a Francia y Alemania. Ni Canadá ni Estados Unidos estaban presentes ni tuvieron voz. El acuerdo es, en la práctica, el contrapunto a la guerra civil de Kiev que Estados Unidos, Canadá y Gran Bretaña han apoyado desde que Kiev lazó su operación antiterrorista en el este de Ucrania en abril de 2014.

Minsk-2 especifica 13 pasos que tanto el régimen de Kiev como los rebeldes de Donetsk y Lugansk deben cumplir. Kiev ha incumplido todos y cada uno de los puntos del acuerdo. A día de hoy, se puede decir que se cumplen parcialmente solo los dos primeros puntos: el alto el fuego y la retirada de armamento de la línea del contacto que divide la región de Donbass [Incluso estos puntos son dudosos estos últimos días, cuando aumentan los bombardeos y la presencia de armamento en el frente, ahora que la última reunión política ha vuelto a terminar en fracaso-Ed].

El cuarto punto exige celebrar elecciones locales en Donetsk y Lugansk, que darían lugar a la autonomía local. Los puntos 11 y 12 exigen una reforma constitucional que reconozca la autonomía de Donbass. Nada de ello ha ocurrido. Al contrario, Kiev ha diseñado nuevas medidas políticas para bloquear  y negar dicha autonomía.

Los puntos 5 y 6 exigen a Kiev que garantice amnistía para los combatientes que hayan sobrevivido a su guerra civil y un intercambio de prisioneros con el lado rebelde. Kiev se ha negado a la primera parte y sigue manteniendo presos a numerosos combatientes y prisioneros políticos que se niega a intercambiar.

El octavo punto exige a Kiev el final de las sanciones económicas contra Donbass (concretamente la reanudación de los pagos sociales) contra la población en el este implantadas en el verano de 2014 y el final del bloqueo bancario y del transporte. Nada de eso ha ocurrido. De hecho, varios informes sobre derechos humanos han criticado la situación en Ucrania. Nils Muižnieks, Comisionado Europeo de Derechos Humanos del Consejo de Europa, ha reprendido a Ucrania por no levantar el bloqueo económico contra Donbass en su informe del 3 de noviembre.

El décimo punto de Minsnk-2 afirma que debe producirse la “retirada de todas las unidades armadas extranjeras, equipamiento militar y mercenarios del territorio de Ucrania según la supervisión de la OSCE. Desarme de todos los grupos ilegales”. Y aun así, Canadá, Estados Unidos y Gran Bretaña han enviado soldados a Ucrania en los meses posteriores a la firma del acuerdo del 12 de febrero bajo la tapadera de “misiones de entrenamiento” del Ejército Ucraniano.

En lo que se refiere al desarme de los “grupos ilegales” (batallones paramilitares extremistas que luchan junto al Ejército Ucraniano), Kiev ha solucionado ese pequeño problema integrando a esos grupos en su Guardia Nacional. Esto supone un empeoramiento, ya que supone legitimar los batallones y darles acceso a entrenamiento formal y armamento, también de los mencionados países miembros de la OTAN.

¿Si Ucrania ha incumplido tan ampliamente los puntos de Minsk-2  e incluso el Comisionado Europeo de Derechos Humanos ha admitido gran parte de ello, por qué Justin Trudeau sigue culpando a otro país, Rusia, por las infracciones al acuerdo? O el Gobierno de Kiev está jugando con Trudeau o él y su Gobierno han decidido seguir el juego.

El verano pasado, Kiev empezó a comprender que ya no podría incumplir abiertamente Minsk-2 bombardeando continuamente Donbass. Las derrotas militares sufridas en el último año y medio tampoco son fáciles de olvidar. Las encuestas muestran el elevado número de ucranianos que desean que acabe la guerra. El desastre económico y social en Ucrania aumenta y persiste la amenaza de la suspensión de pagos.

Berlín y París, decidieron el pasado verano que la continuación de la guerra en Donbass no favorecía sus intereses; había problemas más graves que requerían su atención. Así que a partir del 1 de septiembre, Kiev prácticamente interrumpió sus bombardeos y comenzó a retirar, como ya habían hecho las fuerzas rebeldes, parte de su armamento. Esto supuso, y sigue suponiendo, un revés importante a los planes de Kiev de aplastar la resistencia a su programa pro-europeo, anti-ruso y pro-austeridad.

La única carta que a Kiev le queda por jugar para ofuscar la situación y evitar cumplir con sus obligaciones según Minsk-2 es el persistente mito de la invasión rusa y la ocupación del este de Ucrania. A eso es a lo que Trudeau se refiere cuando habla de las infracciones rusas. Solo repite como un loro las declaraciones que ha repetido Kiev desde que se vio obligado a dar marcha atrás el 1 de septiembre.

Trudeau puede salirse con la suya pese a esas declaraciones sinsentido sobre las infracciones de Rusia porque la población canadiense está profundamente confundida y mal informada sobre la situación en Ucrania. Los diputados de todos los partidos en el parlamento de Ottawa y la prensa corporativa del país están 100% unidos en la causa de la política hostil y anti-rusa que culpa de todos los males de Ucrania a su gran vecino del este. Pero el desastre de la política de Estados Unidos, Canadá y la Unión Europea en Siria y en Oriente Medio, que contrasta con los aparentes éxitos de la diplomacia rusa, han puesto a cada vez más canadienses en alerta de las posibles aventuras de la política exterior.

Justin Trudeau y su Gobierno, por no hablar del pueblo ucraniano, tienen poco que ganar y mucho que perder con la continuación de las agresivas y hostiles políticas de Stephen Harper hacia Ucrania y Rusia.

El diario Toronto Star informa del encuentro entre Justin Trudeau y Vladimir Putin, “la breve conversación de Trudeau [con Putin] contrasta con la larga conversación que se produjo allí entre Putin y el presidente estadounidense Barack Obama sobre la crisis en Siria”.

Anuncios

Comentarios

Un comentario en “Canadá: defensor incondicional del régimen de Kiev

  1. Siendo ,Canada aliado de EEUU,poco o nada variara su politica exterior en relacion a Ucrania,dicen apoyar al pueblo de Ucrania,pero la verdad es que es un apoyo incondicional al gobierno fascista que alli impera…Estos paises actuan en bloque con ordenes directas de Occidente,,,,Por lo visto este personaje no tiene la menor idea ,en que consiste el acuerdo de Minks y tampoco se a informado que fue Rusia tambien el que participo en este ,siendo el mayor interesado que este conflicto fuese solucionado.

    Me gusta

    Publicado por Ximena Muñoz | 20/11/2015, 18:27

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Reportes del frente archivados.

Registro

noviembre 2015
L M X J V S D
« Oct   Dic »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  
Follow SLAVYANGRAD.es on WordPress.com

Ingresa tu correo electrónico para seguir este Blog y recibir notificaciones de nuevas noticias.

Únete a otros 38.257 seguidores

Estadísticas del Blog

  • 1,103,826 hits
A %d blogueros les gusta esto: