Entrada actual
Batallón Azov, Donbass, Euromaidan, Extrema Derecha, Fascismo, Ucrania

Lejos de casa

Artículo Original: Andrey Manchuk / Ukraina.ru

Los nacionalistas ucranianos abiertamente participan en los disturbios que llevan produciéndose durante tres meses consecutivos en Hong Kong. Los rumores sobre ello se remontan a principios del otoño. Tal es así que el embajador de China en Rusia, Zhang Hong Wei, oficialmente habló en una rueda de prensa sobre los instructores ucranianos, que estaban compartiendo con sus compañeros de Hong Kong sus conocimientos en tecnología de la desestabilización y provocación. Sin embargo, como irónicamente apuntó el embajador, esos actos no van a traer a la región administrativa especial ni éxito ni prosperidad, sino que podrían llevar al pueblo de Hong Kong una calidad de vida “del nivel de la de los ucranianos”.

El 3 de diciembre, la participación de ucranianos en las protestas antigubernamentales de Hong Kong recibió la confirmación final. Miembros de odiados grupos de la extrema derecha ucraniana aparecieron en imágenes y vídeos grabados en el “Euromaidan” de Hong Kong. Fueron publicadas por Sergey Filimonov, uno de los líderes del Corpus Nacional, estructura política del regimiento Azov. Este exconvicto “activista” es conocido en Ucrania por sus acciones racistas y ataques contra miembros de la oposición.

Concretamente, Filimonov fue visto en ataques contra las protestas de la izquierda, trató de incendiar el monasterio de Kiev Pechersk Labra y participó en los disturbios del estadio Olímpico, cuando un grupo de miembros de Azov atacaron a aficionados de raza negra, tras lo cual el Dinamo tuvo que jugar varios partidos a puerta cerrada por sanción.

Finalmente, Filimonov agredió ante las cámaras a la policía del distrito de Pechersk, por lo que se abrió una causa penal. Sin embargo, este “héroe de la nación” fue puesto en libertad bajo palabra de los diputados nacionalistas. Y se le pudo ver incluso en Viena, donde trataba de encontrar el lugar de residencia del prominente abogado Andriy Portnov [conocido por sus casos contra nacionalistas y también contra cargos de la administración Poroshenko, principalmente por causas por corrupción-Ed].

Las imágenes del Maidan de Hong Kong muestran a otros tres miembros del regimiento Azov que han participado constantemente en actos de los “hijos de Perun”. Y aunque sus caras están tapadas, la extrema derecha ucraniana es fácilmente reconocible por los tatuajes Nazis, claramente visibles en las fotografías. El conocido periodista canadiense Michael Colborne identificó en las imágenes al miembro de la extrema derecha ucraniana Igor Malyar, que estaba en Hong Kong haciéndose pasar por miembro de la prensa. “No es periodista. Es un neonazi con numerosos tatuajes con swastikas y todo un historial de violencia incluyendo un ataque a aficionados de fútbol de raza negra en Kiev en 2015”, escribió Colborne en su perfil de Twitter. A juzgar por las publicaciones en las redes sociales, los ultraderechistas ucranianos participaron en una marcha por las calles en la que miles de personas de la oposición local se manifestaron por el centro de la ciudad portando banderas estadounidenses y agradeciendo a Estados Unidos las llamadas “leyes de Hong Kong”, que prevén sanciones por actuar contra los manifestantes.

“Hong Kong nos ha recibido como si fuéramos familia”, escribió en su página de Facebook Sergey Filimonov, que acompañó su mensaje con el lema “Lucha por la libertad. Estamos con Hong Kong” y un vídeo en el que pueden verse violentos disturbios de la oposición contra la policía local. Los azovets se fotografiaron felizmente junto a los manifestantes, acompañados por lemas en defensa de la libertad y la democracia. El ucraniano “Centro por un Hong Kong Libre”, que se presentó voluntario para coordinar las relaciones entre los maidanistas de Ucrania y Hong Kong, sin ironía escribió que los turistas ucranianos ya no están asociados al regimiento Azov y exaltó sus éxitos en la lucha contra el “sangriento régimen de Yanukovich”.

Los defensores de “Free Hong Kong” ni siquiera se avergonzaron por los numerosos tatuajes racistas y la gran decoración de los artistas ucranianos. “Explicaron que sus runas pertenecen al paganismo eslavo de la Rus de Kiev. Se puede comparar con el Shinto japonés”, escribían en Facebook los mismos grandes liberales que lo saben todo del significado de todas esas runas de ”Valhalla”.

Lo gracioso de esta situación es que los miembros de Azov llegan años advirtiendo a los ucranianos de una supuesta “amenaza asiática”, afirmando que la expansión de China amenaza el futuro de la raza blanca. El grupo de extrema derecha Patriota de Ucrania, del que en 2014 nació Azov, dedicó a ello varias octavillas racistas y también realizó un “safari” por el mercado Barashovksy de Járkov en busca de inmigrantes ilegales de China o Vietnam. Francamente, el repentino interés por la democracia de Hong Kong parece, en este contexto, una broma de mal gusto. Los nacionalistas ven en la crisis de Hong Kong otro frente en el que luchar contra el comunismo y la “amenaza rusa”. Es más, este interés no puede ser altruista, teniendo en cuenta que un viaje hasta Hong Kong supone una inversión bastante importante.

Por su parte, los liberales de las protestas de Hong Kong están evidentemente interesados en aprender de la experiencia de la toma del poder por medio de las protestas callejeras de Euromaidan, ya que sus actos, que constantemente se radicalizan, hacen aumentar la crisis en la antigua colonia británica bajo jurisdicción legal de China. En este sentido, es improbable que les importen los antecedentes criminales de los “luchadores por los derechos y la libertad” que son los racistas “hijos de Maidan y Perun”, que en realidad ven a la gente del lugar como una raza inferior que debería someterse a los orgullosos paganos arios.

El contexto de la cooperación es bastante evidente, aunque es difícil decir cómo reaccionarán a los hechos los representantes del Gobierno chino. Recientemente, Pekín ha impuesto sanciones contra organizaciones no gubernamentales estadounidenses, incluidas Human Rights Watch, Freedom House y NDI, lo que podría significar una revisión de la política china en relación con los espónsores extranjeros de las protestas de Hong Kong. En cuanto a la extrema derecha ucraniana, los oficiales chinos no tendrán dificultades en ver su reciente pasado político para saber que todas las actividades de estos militantes llevan siempre a provocaciones violentas, pogromos y violaciones de los derechos humanos de sus oponentes políticos. Esa puede ser la triste vía que tome Hong Kong. Cada uno debería sacar sus conclusiones.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Reportes del frente archivados.

Registro

diciembre 2019
L M X J V S D
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  
Follow SLAVYANGRAD.es on WordPress.com

Ingresa tu correo electrónico para seguir este Blog y recibir notificaciones de nuevas noticias.

Únete a 22.347 seguidores más

Estadísticas del Blog

  • 1.377.853 hits
A %d blogueros les gusta esto: